Un silencioso acto de vandalismo, una pequeña venganza
con el humor fácil como herramienta,
contra lo que
día a día nos obligan a consumir visualmente. Ninguna pretensión mas allá de esto.

viernes, marzo 09, 2007

Era para untar, era para untar!


Hace 5 años atrás, me encontraba como muchos otros en este ispa, como diría el genial Tato: “en bolas y a los gritos”.
La falta de laburo y de irrigación sanguínea al cerebro provocada por comer salteado; me llevó a elaborar un plan de supervivencia que con el tiempo, les confieso, reconozco como deshonesto.
En una casa tomada del barrio de Pompeya, me abrí un consultorio en el cual atendía como un Pai Espiritual. Por ese entonces me hacía llamar “Pai Ernesto”.
Considerando la inversión inicial de doce pesos en sahumerios puedo decirles que tan mal no me fué.
Munido de una vincha de toalla celeste y blanca, y una túnica confeccionada con una cortina de la casa, atendí durante casi un año.
En una sábana blanca que encontré, pinté con aerosol un cartel para la entrada que decía:
Aquí atiende el Pai Ernesto, el que te cura con “esto”
Dados mis nulos conocimientos de las no-ciencias curativas alternativas; eché mano a la sabiduría popular que tampoco es mi fuerte.
La especialidad de la casa entonces era lo que se ofrecía en el cartel de la entrada.
Sobre la base del falaz argumento de “tragá que es nutritivo”; logré convencer a los concurrentes, acerca de multiples y maravillosas propiedades curativas asociadas.
Las dolencias factibles de tratar eran:

Dolor de garganta
Quemaduras de sol
Conjuntivitis
Caspa
Otitis
Callos plantales
Celulitis
Hemorroides

A medida que se daban cuenta le cambia la utilidad, hasta que finalmente terminé ofreciéndolo como aflojatornillos y suavizante para ropa.
Ahí fué cuando me detuvieron.
Por lo menos en Caseros me dieron casa, comida y para que negarlo, un poco de cariño también.

14 comentarios:

J dijo...

El truco consiste en realizar un acto trasero y en el momento clave retirarse y dejar caer un escupitajo sobre las caderas de la víctima en cuestión, el cual fungirá como señuelo. Entonces la muchacha se da vuelta y recién ahí se libera la verdadera carga.

El truco es de una amigo, obvio que no soy yo. Yo no hago esas cosas.

gen71 dijo...

J: Lástima no haber conocido a su amigo en aquel entonces. Es un verdadero profesional en estos menesteres... mas allá de lo cuestionable de la actitud por parte del público femenino; un autocontrol impresionante.
Seguro que también podía escribir en cursiva con el pis sobre una pared.
Gracias por compartir sus conocimientos!

Zorra dijo...

Jajajajaja ¡Sos un asqueroso de mierda!

(Mirá quién se hace la delicada)

A mí me lo recomendaron para decorar tortas y roscas de Pascuas/Reyes/Día de la Raza/Ycuantafiestaestédandovueltas.

¡Era para untar, era para untar es mucho más rica y ahora viene light!

Me estoy riendo a los gritos y mi padre me pregunta el por qué... demasiado bizarro esto.

gen71 dijo...

Zorra: es un honor para mi tu piropo de "asqueroso de mierda".
La parte reposteril me quedó pendiente; quizás por ese lado hubiera funcionado la cosa. Ahí no hay engaños posibles; si te gusta... está bien!!!
Un saludo a tu señor padre

Caliope dijo...

No comments...

...

bah...a quien no le hicieron ese verso jejeje

Besos

Sauria dijo...

ah, Gen, no se haga el guapo...
otra que desidratación se habrá pegado usté......

Sauria dijo...

deshidratación quise decir, pasa que usté me dejó muda y balbuceante (la "h" digo!)

gen71 dijo...

Caliope: Creo que a todas las mujeres les ocurren las mismas cosas en determinados momentos de la vida.
Entre los 11 y los 13 años tienen su primera menstruación, y antes de los 20 algún cretino ya le ha querido hacer tragar (con perdón de la expresión) este argumento.

Sauria: Le confieso que mi organismo se vió seriamente resentido llevando esta práctica; a pesar de los 3 litros diarios de yogurth que componían mi dieta por ese entonces.
Pero no se preocupe, que lo que perdí en ese tiempo me lo reintegraron mis compañeros de celda de Caseros en un par de meses...

absurda dijo...

Tengo en mi haber un curso de cosmetología (oficio que nunca ejercí). El profesor de dermatología, emocionado siempre con su alumnado 100% femenino, insistía en que eso era una incomparable fuente de vitamina E. Tampoco lo olvidé.

(verá, Gen71, soy una fanática de la biología)

Kaitos dijo...

Bueno, Moria usaba esperma de ballena para untarse toda todos los días...

¿¿Habrá alguien que evalúe la calidad cosmetológica en la variedad de especies productoras??

mmm

Ahora me fijo en el google, quizá tenemos un negocio redondo al alcance de las manos (cuak)

jajajajaja

Saludos

RAMBO!! dijo...

MUY BUENA TU APARICION EN WWW.POCUATANAKA.BLOGSPOT.COM ME CAUSO MUCHAS GRACIAS POR TU BLOG TAN BUENO

gen71 dijo...

Absurda: gracias por desaznarnos con su sabiduría biológica. Hubiera sido un buen slogan: "Pai Ernesto, el que te cura con Esto, pura vitamina E".
Una consulta; su "emocionado" profesor de dermatología no les diría esto mientras se amasaba la entrepierna, no?

Kaitos: para untarla "toda" a Moria, no me cabe duda que necesitaríamos una dosis completa del mamífero mas grande del planeta!
Cuando sepa algo de la calidad según la especie me avisa.

Rambo: Bienvenido Sylvester! Me alegro mucho de haberlo divertido.

X'stian dijo...

JA JA JA very good !!!
"pai Ernesto el que te cura con esto" juaaaaajuaaaa
bueníssimo.

Las tres mentiras que todo hombre ha dicho:
1_ Te amaré por siempre
2_ Nunca te seré infiel
3_ seguí, seguí que yo te aviso..

gen71 dijo...

X'stian: Bienvenidas sus risas amigo.
Dejémoslo así nomás, que crean que son solo 3...